El empoderamiento de las mujeres diversas

Empoderamiento mujer

Isabel García, secretaria de la Mujer de PREDIF, trata sobre el empoderamiento de la mujer en el presente artículo.

El empoderamiento es una palabra que muchas usamos pero que aún muchas personas no saben lo que significa realmente. Según la Real Academia de la Lengua Española, en su segunda acepción, dice: “Hacer poderoso o fuerte a un individuo o grupo social desfavorecido.”

La sociedad tiene una carencia sobre formación en empoderamiento con respecto a la situación de las personas con diversidad funcional (las personas con discapacidad). El empoderamiento se asocia comúnmente a la confianza en uno mismo para salir adelante después de un proceso incapacitante, o el poder de continuar con una vida impuesta por una sociedad incapacitada para aceptar personas diferentes a las mal llamadas “normales”, que son básicamente inexistentes.

El empoderamiento de la mujer es un término acuñado en la IV Conferencia Mundial de Beijing para referirse al aumento de la participación de mujeres en los procesos de toma de decisiones y acceso al poder.

Yo prefiero hablar de empoderamiento feminista, por ser una capacitación de las mujeres para conseguir por nosotras mismas que el resto de las personas, las mujeres y sobre todo los hombres, entiendan nuestra lucha por la igualdad.

Es una realidad el hecho de que apenas se contempla la necesidad que tenemos las mujeres de diferentes espacios delimitados, en los que se especifiquen los supuestos de los que la sociedad patriarcal nos excluye, y una vez que tengamos conciencia de esas situaciones que cada día nos acecha, sepamos cuales son nuestras posibilidades y ejercitarlas como seres con entidad independiente y autónoma, teniendo en cuenta que para las mujeres diversas el problema es doble.

Los tropiezos, la exclusión social con la que las mujeres con discapacidad nos encontramos, en muchas ocasiones no nos permiten crecer como personas individuales y nos crea dependencia social. Por ello, necesitamos ser formadas en empoderamiento para la igualdad, esto es, empoderamiento feminista que nos permita a nosotras mismas solicitar a la sociedad este espacio que nos corresponde y a detectar las desigualdades para reivindicarlas y que, por un lado dejen de ser invisibles, y por otro, nos de la oportunidad de gritar al mundo que las mujeres con discapacidad estamos aquí para luchar por nuestros derechos con la legitimidad que nos da el hecho de ser personas diferentes, diversas y totalmente capaces.

El empoderamiento feminista de las mujeres con discapacidad debe formar parte de nuestras reivindicaciones, junto con la lucha contra la violencia machista, contra las esterilizaciones forzosas, por la libertad de decisión sobre nuestra maternidad, etc., y debe de ser una responsabilidad del Estado y de la sociedad hacer efectivas nuestras reivindicaciones.

Las mujeres con discapacidad tenemos que dejar de dar explicaciones al mundo por querer ser autónomas y tomar nuestras propias decisiones. Vamos a coger de la mano a esos hombres y mujeres que componen la sociedad, y reclamaremos nuestro espacio de libertad y conciencia sin miedos, positivas y empoderadas.
 

  • Logotipo del IMSERSO, Instituto de Mayores y Servicios Sociales
  • Logotipo del Real Patronato sobre Discapacidad
  • Logotipo del Plan Avanza
  • Logotipo de la Fundación Vodafone España
  • Logotipo de la Fundación ONCE
  • Obra Social Caixa